La industria del software generó 7.000 empleos

La industria del software generó 7.000 empleos
Un total de 155 empresas se incorporaron el año pasado a la ley de promoción de la industria del software, a través de la cual se crearon 7.000 nuevos empleos y las exportaciones alcanzaron los U$S 807 millones, según informó ayer el Ministerio de Producción.
A partir de esta ley en un año se sumaron 155 firmas, el empleo en software creció 8,9% en 2016, con 7.000 nuevos puestos de trabajo, y las exportaciones del sector llegaron a los U$S 807 millones en el año, más que lo alcanzado en 2013, 2014 y 2015, detalló la cartera de Producción.
En este sentido, la repartición destacó también que, con ello, en 2016 se duplicaron las empresas incluidas en este régimen, llegando a 315 en total, ya que a fines de 2015 la cifra era de 160 firmas.
Asimismo señaló: “siempre con el objetivo de simplificar y desburocratizar los negocios de las empresas, se logró reducir la media de aprobación de un año y medio a cuatro meses, con el objetivo de bajarlo, en el corto plazo, a 30 días”.

Digitalización
El Ministerio de Producción subrayó que también se digitalizó toda la presentación de documentación, con el objetivo de facilitar y darle mayor celeridad al proceso administrativo.
“La simplificación de trámites y la posibilidad de que cada vez más empresas accedan a estos instrumentos es fundamental para el crecimiento de una industria generadora de mayor valor agregado y empleos de gran calidad”, sostuvo ayer el subsecretario de Servicios Tecnológicos y Productivos, Carlos Pallotti. El régimen, que se enmarca en las condiciones establecidas por la Ley 25.922, tiene como objetivo fortalecer la industria del software, considerada estratégica para el desarrollo nacional, mediante el incremento del empleo calificado, las exportaciones, las actividades de investigación y desarrollo y los estándares de calidad, según explicó el comunicado oficial.

Beneficios
Las empresas que aplican al Registro de Productores de Software y Servicios Informáticos gozan de estabilidad fiscal, perciben un bono de crédito fiscal aplicable a la cancelación de impuestos nacionales, y pueden efectuar una desgravación sobre el Impuesto a las Ganancias. En este sentido, el incremento de las empresas que se incorporaron a la ley tiene que ver justamente por las ventajas que ofrece este programa con el que se espera poner a la Argentina al nivel de estros países del Primer Mundo.